Natureduca es un Portal Educativo de Ciencias Naturales y Aplicadas



Cita para la reflexión: No hay cosa que haga más daño a una nación como el que la gente astuta pase por inteligente (Sir Francis Bacon)

Actividades ecológicas

y contacto con la Naturaleza

RESIDUOS

Eliminación de residuos sólidos - 1ª parte


1 2

os residuos sólidos tienen su origen en diferentes actividades, la mayor parte se generan en los domicilios particulares de las grandes urbes, pero también en la industria, construcción, actividades agrarias, etc. En realidad, cualquier objeto no útil resultante de la fabricación, utilización o transformación de un bien de consumo que no se encuentre en estado líquido o gaseoso es un residuo sólido.

Básicamente se distinguen cuatro tipos de residuos sólidos: domésticos, comerciales, industriales y agrícolas. Los domésticos y comerciales son en su mayoría materias orgánicas tanto combustibles como incombustibles, tales como restos de alimentos, papel, cartón, tejidos, maderas, vidrio, metales, cerámicas, etc. Los residuos industriales proceden generalmente de combustibles sólidos, productos químicos y demoliciones. Por su parte, los residuos agrícolas son en su mayoría materias orgánicas como estiércoles, purines y restos de cosechas.

La industria es una de las fuentes generadoras de residuos sólidos
La industria es una de las fuentes generadoras de residuos sólidos

El problema de los residuos sólidos se plantea siempre en el momento de decidir como eliminarlos. Aquellos que tienen un origen orgánico siempre pueden ser reutilizables o reciclables, pero existen muchos otros que presentan serias dificultades para convertirlos en elementos inocuos para la salud o la asimilación por las cadenas tróficas. Un ejemplo lo hallamos en aquellas sustancias radiactivas, tóxicas o inflamables; todas ellas son materias peligrosas que o bien es imposible o resulta caro su reaprovechamiento, o bien se ignoran por su escaso valor, terminando finalmente en vertederos y creando graves inconvenientes medioambientales, como la contaminación de acuíferos del subsuelo o proliferación de plagas de insectos y roedores, además de suponer un foco de olores desagradables e incómodos para las personas.

Los métodos de eliminación o transformación

El método más utilizado para la eliminación de residuos sólidos es el vertedero controlado. Los que no son acumulados se incineran, y sólo una pequeña parte terminan convertidos en abonos o fertilizantes orgánicos.

Vertidos controlados

Verter los residuos sólidos en lugares controlados es la forma más económica de eliminarlos. La elección de los vertederos debe realizarse adecuadamente de forma que no se produzca contaminación ambiental, sea en la superficie o los acuíferos subterráneos.

Los suelos que se vayan a dedicar a vertedero deben poseer poca capacidad de filtración, estar alejados de manantiales fluyentes o subterráneos, y no ser susceptibles de inundación tanto por aguas fluviales como pluviales. Además, las labores de acondicionamiento de los suelos deben enfocarse a evitar que las zonas más altas drenen hacia el vertedero, por ejemplo mediante desvío o canalización hacia otras superficies más bajas.

Tras las labores de acondicionamiento perimetral, se habilita el suelo del vertedero mediante el allanamiento y excavado de zanjas. En ella se depositan los residuos en forma de capas de una altura aproximada de 3 metros cada una. Cada capa se cubre con tierra y se prensa con máquinas.

Vertedero de basuras
La elección de los vertederos debe realizarse adecuadamente de forma que no se produzca contaminación ambiental, sea en la superficie o los acuíferos subterráneos

Dado que los residuos están expuestos a la denominada descomposición anaeróbica (en ausencia de aire) se genera gas metano, resultado de la fermentación llevada a cabo por los anaerobios como las bacterias y levaduras. Las concentraciones excesivas de gas metano pueden producir explosiones, motivo por el cual debe elegirse para el vertedero un lugar suficientemente ventilado. En algunos países existen instalaciones que aprovechan estos gases como fuente de energía para otros usos.

Incineración

La incineración es otro método de eliminación de residuos sólidos, pero que resulta impopular porque en la combustión de determinadas materias se generan sustancias contaminantes muy peligrosas. Por ello, las plantas incineradoras deben observar unas prescripciones muy estrictas en su funcionamiento.

sustancias emitidas a la atmósfera
Las sustancias emitidas a la atmósfera en una incineración convencional son generalmente dióxido de carbono, óxidos de azufre y nitrógeno, entre otras materias gaseosas

Los residuos que entran en una planta incineradora se tratan con sistemas térmicos con mayor o menor rigidez dependiendo del producto. Por ejemplo, en el caso de los cianuros sólidos y otros residuos tóxicos y peligrosos, se utilizan cámaras de combustión a temperaturas de unos 900 grados centígrados, y de postcombustión que superan los 1000 grados, además de sistemas de lavado de gases.

Aunque la incineración de sólidos domésticos y sanitarios produce sustancias contaminantes, en realidad los más peligrosos son los residuos tóxicos procedentes de la industria, que producen a su vez nuevas sustancias contaminantes y peligrosas, tales como ácidos, dioxinas y metales pesados. Las sustancias emitidas a la atmósfera en una incineración convencional son generalmente dióxido de carbono, óxidos de azufre y nitrógeno, entre otras otras materias gaseosas. La incineración también produce residuos sólidos incombustibles y otras partículas y cenizas volátiles, que deben ser controladas mediante filtros y sistemas de lavado de gases.

Gran cantidad de la energía disipada en la incineración de residuos sólidos puede ser recuperada. Mediante la instalación de incineradoras con recuperación de energía se consigue reducir los costos económicos y energéticos, pues una parte de la energía consumida es devuelta para el consumo en forma de electricidad o calefacción. En estos sistemas se utilizan procesos de combustión o pirolisis; en uno se hace circular agua por tubos que están situados dentro de la cámara de combustión, y que al calentarse genera vapor; el otro aprovecha las corrientes de gases que se producen en la descomposición química por el calor de los residuos, cuando son sometidos a una atmósfera de escaso oxígeno.

1 2


Asociación Española para la Cultura, el Arte y la Educación (ASOCAE O.N.G.D.) - ww.asocae.org - RNA 592727 - CIF.: G70195805 ¦ © Obra bajo licencia Creative Commons ¦ Aviso legal ¦ Quiénes somos ¦ Contacto ¦ Bibliografía ¦ Política de privacidad